Como ahorrar dinero y ser ecologico

Asumir ciertos hábitos ecológicos en nuestra vida cotidiana ahorra miles de euros al cabo del año y ayuda a conservar el planeta

A mal tiempo económico, buena cara ecológica. Los consumidores pueden ahorrarse miles de euros anuales siendo más eficientes, responsables y ecológicos en su uso de la electricidad, la luz, el agua, la climatización o el transporte. Diversos consejos permiten así convertir el medio ambiente y el bolsillo de los ciudadanos en perfectos aliados.

 

bulb1

 

El consumo de energía se puede disminuir sin menoscabo del confort, contribuyendo a reducir su impacto en el medio ambiente y en la factura. Los electrodomésticos se llevan casi la mitad del gasto, según el Instituto para la diversificación y ahorro de la energía (IDAE), por lo que conviene adquirir aparatos que se ajusten a nuestras necesidades y de alta eficiencia energética (clase A o A++).

Por ejemplo, un frigorífico de tipo A++ (el que menos consume) ahorrará en sus 15 años de vida media 1.311 euros con respecto a uno de tipo G (el menos eficiente). 

 

Otro de los grandes gastos energéticos domésticos corresponde a la iluminación (el 18% del total). Cambiar por ejemplo seis luces convencionales en una habitación por otras de bajo consumo puede evitar pagar entre 21 y 48 euros anuales.

El uso del ordenador también puede ser ecológico y económico: activar el modo “Energy Star” permite consumir menos energía y ahorrar hasta 100 euros al año. Una ampliación de memoria RAM y disco duro puede ampliar su vida útil, y evitar la compra de uno nuevo. El consumo de papel también se puede disminuir, aprovechándolo por las dos caras, reutilizando el papel usado, etc.

En cuanto al resto de electrodomésticos, es recomendable apagarlos si no se utilizan. En este caso, desactivar el stand by es una medida que puede ahorrar unos 50 euros al año. Asimismo, conviene prescindir de pilas y baterías, y en todo caso, utilizar baterías recargables. Por otra parte, la instalación de contadores inteligentes puede mejorar el control del gasto energético.

 

 

Aislamiento y climatización

 

Adaptarse de forma óptima al calor y al frío es también sinónimo de un importante ahorro monetario. Cada grado que se baje el termostato (lo ideal es mantener una temperatura interior de 20º C) puede ahorrar unos 40 euros al año.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: